Web
Analytics

Se lavó la cara con café durante toda una semana, y el resultado no fue el que esperaba…

Una de las últimas tendencias de moda que no dejamos de encontrarnos en sitios como Pinterest, y otros lugares en los que la gente comparte muchos trucos de belleza y cosas por el estilo, son los exfoliantes y mascarillas de café. De acuerdo con una tal Dr. Amy Wechsler, el café puede ayudar contra los ojos hinchados, minimizar la celulitis e incluso exfoliar la piel seca. Un estudio de hace bastantes años incluso demostraba que reducía las inflamaciones. Con todos estos beneficios sobre la mesa, Anna Gragert de Hello Giggles decidió probar estos métodos durante toda una semana

Coffee 3

Aunque mucha gente usa el café en friegas o mascarillas faciales unas pocas veces a la semana, Gragert quiso usarlas cada día. Creó un lavado de cara con café usando cristales de café de la marca Folgers, que son 100% café. Les añadió la cantidad recomendada de agua caliente para hacer varias tazas de café, lo dejó enfriar y lo usó como lavado de cara durante toda esa semana.

coffee 2

Así estaban las cosas antes del café:

IMG_7521

Antes de empezar su viaje al mundo del cuidado de la piel con el café, nuestra protagonista se sentía muy bien respecto a su piel. Tenía algunos granitos, puntos negros y cicatrices de acné, pero nada especialmente relevante. Sobre todo, le preocupaban sus ojeras negras y un poco hinchadas.

Día 1:

IMG_7538

En principio, le pareció muy agradable usar el café puro como lavado de cara. Le hizo sentir refrescada y despierta, como si hubiera tenido la cantidad de sueño recomendada la noche antes. También le dio la impresión de que la cafeína cerraba sus poros.

No obstante, a lo largo del día empezó a sentir que su piel estaba más aceitosa de lo habitual. Cuando se miró en el espejo, también notó enrojecimiento alrededor de su nariz.

Día 2:

IMG_7644

El enrojecimiento fue a más durante el segundo día, y se propagó a la parte superior de sus mejillas. El lado bueno, es que le café le hacía sentir despierta todavía, pero empezó a no estar muy contenta con los resultados hasta el momento.

Día 3:

IMG_7579

Empezó a sentir que el café oscurecía sus pecas. Estaba aplicándose protector solar con normalidad y estaba pasando el mismo tiempo fuera de casa pero sus pecas se le notaban más. Además, el enrojecimiento se había quedado y había una pequeña herida encima de su ceja izquierda.

Día 4:

IMG_7611

Durante el día 4 empezó a sentir que el café estaba empeorando su aspecto. Su cara estaba más enrojecida, había más bultos en su piel y se dio cuenta de algo: la herida sobre su ceja izquierda no estaba curándose con normalidad. Además, ese día su frente empezó a estar demasiado brillante para su gusto.

Día 5:

IMG_7793

Las cosas empezaron a calmarse el día 5, así que pensó que su piel empezaba a acostumbrarse al café. Aún así, no estaba encontrando ningún resultado milagroso. También se dio cuenta de que los círculos debajo de sus ojos estaban más oscuros —a pesar de que estaba durmiendo lo mismo y no estaba enfrentándose a ninguna alergia.

Día 6:

IMG_7621

El enrojecimiento alrededor de la nariz volvió y le apareció un bulto rojo en la esquina derecha de la boca, que tenía toda la pinta de ser una pequeña reacción alérgica. Además, la piel aceitosa volvió peor que antes…

Día 7:

IMG_7663

Como puede verse claramente en la imagen, le aparecieron algunas nuevas cicatrices en su barbilla. Le salieron también algunos puntos negros en su barbilla, que fue muy difícil quitarse. Normalmente, nuestra protagonista no acostumbra a ponerse así de roja cuando se quita puntos negros y se curan rápidamente. En esta ocasión no ocurrieron ninguna de las dos cosas. Y le salió el peor punto negro de todos en la nariz, algo que raramente le había ocurrido.

Veredicto:

Esto es lo que ha dicho Gragert para resumir su experiencia:

He odiado usar este lavado de cara. Mi piel sensible no estaba contenta con él, y tampoco me merecía la pena añadir este tiempo adicional en mi rutina de por las mañanas —porque normalmente me lavo la cara simplemente con agua. En general, hizo que mi piel estuviera más roja, más grasienta, e incrementó el número de puntos negros en mi cara. Además, estoy segura de que no le hizo ningún favor a mis ojeras. El lado positivo, ¡es que me hizo sentirme más despierta!

Es barato de hacer y puede que sea más apropiado y beneficioso para alguien con una piel menos sensible que la de Gragert. Pero antes de probarlo, lo mejor es que consultes con un médico para tener una segunda opinión…

Y vosotros, ¿lo habéis usado? ¿Qué os ha parecido?

Vía Elegí mal día.