Web
Analytics

Parecía un beso de película… hasta que le hizo a su cita de ‘First Dates’ el comentario más inapropiado

En First Dates últimamente no dejan de superarse: en las últimas semanas hemos sido testigos de las críticas al camarero Matías Roure por su inapropiado comentario a una joven que acudía al programa a buscar su primer novio… o de la joven que confesó que quería ser Guardia Civil, pero cometió un error imperdonable para la audiencia del dating show de Cuatro.

Parece que el programa mantiene intacta su capacidad de sorprender… lo normal cuando se trata de un programa con esa audiencia y con ese seguimiento en las redes sociales. Lo mejor de todo es que gracias al programa, estamos aprendiendo un montón sobre cómo ligar en este mundo moderno.

Pero lo que mucha gente se pregunta cuando ve el programa —especialmente cuando somos testigos de citas en las que se intenta arrejuntar a una pepera con un podemita—, es qué criterio siguen para emparejar a sus participantes.

Aunque claro, a veces ellos aciertan y son los pretendientes quien se encargan de meter la pata. Ocurrió durante la cita entre Adolfo y Verónica, que estuvo muy marcada por muchos momentos picantes. Algo que los dos parecían disfrutar y que parecía un acierto por parte de quien hubiera decidido emparejarles.

Así, empezaron hablando de los 10 centímetros de más, a lo “Nacho Vidal”, para pasar a debatir sobre las mejores posturas sexuales, y de ahí a un “beso de película” que parecía decantar la cita. O eso es lo que esperaban todos los espectadores cuando el programa retó a la pareja precisamente a eso, que se dieran un beso de película.

“Hombre, si tú te dejas”, le preguntó Verónica, ante la cara de sorpresa de Adolfo. “Yo me dejo,” contestó sin dudarlo. “Cómo no me voy a dejar, si estoy soltero y sin compromiso”, aclaró, como si le hubiera molestado que le pusieran en duda.

Así que del dicho al hecho: Verónica y Adolfo, se fundieron en un apasionado beso… o quizás no tanto. En las redes no tuvieron muy claro que la pareja supiera lo que era realmente un “beso de película”… pero por si acaso, Adolfo se encargó de quitarle rápidamente al decir que “un pico hoy en día se le da a cualquiera”. ¡Pues vale!

Afortunadamente para él, Verónica pasó por alto esta metedura de pata, y en la sentencia final dijo que “la cena ha ido muy bien, con un chico muy simpático y muy cercano”. “Tú tienes tu casa en Santander, para cuando quieras”, le dijo él, “yo te invito a conocer Madrid”, le dijo ella. Y se marcharon juntos y sonrientes, ¡viva!

Así vivieron la cita en las redes sociales:

https://twitter.com/PozoCuadrado/status/953368887130841088

https://twitter.com/msanj10/status/953378589197635584

https://twitter.com/valencalec/status/953378082588643329

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

Fuente: elegímaldía