Web
Analytics

Le hace el feo más humillante a su cita de ‘First Dates’, y tienen que venir las camareras a ponerle en su sitio

En First Dates últimamente no dejan de superarse: en las últimas semanas hemos sido testigos de las críticas al camarero Matías Roure por su inapropiado comentario a una joven que acudía al programa a buscar su primer novio… o de la joven que confesó que quería ser Guardia Civil, pero cometió un error imperdonable para la audiencia del dating show de Cuatro.

Parece que el programa mantiene intacta su capacidad de sorprender… lo normal cuando se trata de un programa con esa audiencia y con ese seguimiento en las redes sociales. Lo mejor de todo es que gracias al programa, estamos aprendiendo un montón sobre cómo ligar en este mundo moderno.

Pero lo que mucha gente se pregunta cuando ve el programa —especialmente cuando somos testigos de citas en las que se intenta arrejuntar a una pepera con un podemita—, es qué criterio siguen para emparejar a sus participantes.

Algo así se debe preguntar Francisco, un murciano de 48 años al que le tocó como pretendiente Toni, un cordobés de 40. Podría parece que, sobre el papel, tenían mucho en común… pero el segundo protagonizó uno de los gestos más feos de la historia de First Dates.

Y es que Toni se tiró toda la cena mirando al chico de la mesa de al lado, un gesto que no pasó desapercibido para Francisco, que mostró su indignación ante la cámara… con toda la razón del mundo.

“Si yo quedo con una persona es para que esté cenando conmigo. Si yo me voy a cenar con él y se va a estar fijando en el tío de al lado, pues no me gusta.”

Tan descarado fue, que en un momento dado aparecieron Cristina y Marisa, las camareras gemelas del programa, para afearle su actitud:

“- Gemelas: Chicos, ¿qué tal vais? A ti te voy a pegar yo un tirón de orejas.

– Toni: ¿Por qué?

– Gemelas: Porque estás más atento de otras cosas que de tu pareja. A lo mejor tienes aquí al amor de tu vida y te lo estás dejando…

– Toni: ¿Quién sabes? Pero estamos hablando.”

“No ha estado pendiente de mí durante la cena, ha estado más pendiente de la cita de la mesa de al lado”, siguió lamentando Francisco, que en la sentencia final no se cortó:

“- Francisco: Has estado más pendiente de la mesa de al lado…

– Toni: Está de buen ver. No me voy a poner una venda en los ojos.”

Obviamente, al final terminó cada uno por su lado. “No tendría una segunda cita con él porque no es lo que estoy buscando”, dijo educadamente Francisco. Por su parte, Toni consideró que “me ha faltado la chispa y no me ha llegado donde me tenía que llegar”.

Así se lo tomaron en las redes:

https://twitter.com/francis37863118/status/958079832881016833

https://twitter.com/utena101/status/958082218810802176

https://twitter.com/ElSouffleur/status/958082007195627520

https://twitter.com/utena101/status/958082633094828032

https://twitter.com/AriLectora/status/958079707039305729

https://twitter.com/ManuelMauro09/status/958082279426977792

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

Fuente: elegímaldía