Web
Analytics

Estupefacción por lo que hicieron Amaia y Alfred —’Operación Triunfo’— en pleno directo

Cada vez quedan menos semanas para que sepamos quién se convierte en el ganador de Operación Triunfo, y la lista de candidatos se acorta programa tras programa. El concurso volvió a la rutina este jueves 18 de enero, con su primer pase de micros para la gala 12, y la tensión fue máxima: Amaia a medio gas, problemas de respiración para Aitana y lágrimas de Miriam en mitad de su actuación.

Entre problemas de sonido y notas todavía por concretar, Amaia sorprendió con “pequeñas cosas de afinación”, según palabras de Guix: “Es muy extraño verte desafinar”, dijo el director musical de la Academia después de la actuación de la pamplonica, que pidió rectificar una nota “a la que no llega”.

Y se notó, ya que un gallo tratando de alcanzarla fue uno de los momento más comentados por parte de los seguidores que estaban pendientes al pase de micros, un problema que se sumó a los apuntes de Guix sobre la melodía.

“Me cuesta entrar, me cuesta que me atrapes”, dijo nada contento con este primer pase porque a su juicio Amaia estuvo “excesivamente pequeña”.

Una pena, porque el miercoles lo petó cuando estuvo ensayando junto a Alfred la canción que cantarán juntos en la gala 12, “I Just Can’t Stop Loving You” de Michael Jackson. Además, fue uno de los momentos más románticos y más comentados por sus seguidores.

Y es que los “triunfitos” cantaron el tema mientras se apagaban las luces de la Academia, a punto de terminar la emisión, y para colmo terminaron la actuación con un beso en la oscuridad. Un momento casi tan mágico como aquel “City of Stars” que muchos siguen considerando la mejor actuación de la historia de Operación Triunfo.

El momento ha sido muy aplaudido y compartido en las redes sociales, donde Alfred y Amaia son dos de los concursante favoritos del público y, para muchos, los máximos aspirantes a ganar el programa.

https://twitter.com/bxstxrdo/status/953752308738871296

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

Fuente: elegímaldía