Web
Analytics

Arturo Valls se quedó con esta cara tras la caída más aparatosa de la historia de ‘¡Ahora caigo!’

Si eres una de las millones de personas que todas las tardes siguen ‘¡Ahora Caigo!’, seguro que en más de una ocasión te has preguntado si los concursantes que caen por la trampilla se habían hecho daño.

Pues no, no tienes nada de que preocuparte, ya que los eliminados caen sobre una piscina de pequeños bloques de espuma compacta que absorben muy bien los impactos, siendo éste el mismo sistema que se utiliza en deportes extremos con riesgo de caídas. Pero, aunque sepamos que existe una seguridad a prueba de balas, esto no hace que no nos quedemos con la boca abierta con las caídas más aparatosas.

Antonia estaba en pleno duelo cuando le tocó completar una canción de Shakira, algo que la mujer reconoció que se le daba regular: “Me gusta escuchar lo que sea menos Shakira”. Pues nada, Antonia, mala suerte, otra vez será. Pero parece que el programa iba un poquito justo de tiempo, y segundos después se abría la trampilla cayendo la mujer sin esperarlo, levantando las piernas de forma ostensible y haciendo que Arturo Valls se llevase las manos a la cabeza.

A continuación, el presentador se acercó al agujero para comprobar si Antonia se encontraba bien: “¿Todo bien? Madre mía… Antonia sí, caravana no”.